viernes, 29 de septiembre de 2017

lunes, 4 de septiembre de 2017

TERAPIA DEL MIEDO




El Miedo:


Es un enemigo silencioso que impide que vivamos con alegría, sin prisas, urgencias ni remordimientos. El miedo nos bloquea para expresar nuestro potencial creativo y nuestra capacidad de expansión. El miedo nos frena y nos hace "llegar tarde" a las oportunidades, a veces ni siquiera nos deja llegar. El miedo nos aleja de la alegría, la felicidad y la auto-confianza.

Los miedos son una prisión, la causa básica de nuestro fraccionamiento y motivo de las neurosis que se han apoderado de nuestra sociedad.

Si algún miedo en especial te paraliza y deseas liberarte de él, es preciso que reconozcas que:

CADA CRISIS ES TU OPORTUNIDAD QUE LA EXISTENCIA TE ESTÁ DANDO.

HAZTE RESPONSABLES POR TU PRESENTE Y, A PARTIR DE AHORA, NO CREES MAS SUFRIMIENTOS INNECESARIOS RECONOCE DÓNDE ESTÁ TU INSEGURIDAD ABRE TU CORAZÓN Y DESPLIEGA TUS ALAS, TOMA RIESGOS, ROMPE EL JUEGO SUELTA TU DOLOR, SUFRIMIENTOS Y DESENGAÑOS ACUMULADOS. DÉJALOS EN EL PASADO QUE NO TE CUENTEN LA VIDA...¡VÍVELA!

RECONOCE QUE ERES ESPECIAL Y HAZ DESTACAR TUS HABILIDADES.


A veces cuando no logramos algo tan deseado es porque en el fondo, de manera inconsciente o subconsciente, tenemos miedos que nos bloquean y nos lo impiden.


Hoy quiero sugerirte la práctica de la "quema de tus miedos".


*PRÁCTICA DE QUEMA DE LOS MIEDOS*

*Durante 21 días consecutivos*

Consiste en destinar unos minutos de cada día a hacer planas o líneas, focalizando el tema de los miedos y quemándolos.


Necesitas:


- Papel blanco (puede ser tamaño carta u oficio)


- Lápiz de grafito o porta-minas (no tinta)


- Un envase grande para quemar el papel una vez finalizado cada ejercicio


(puede ser una lata, por ejemplo)


- Fósforos (cerillas) o encendedor


Procedimiento:


Con tu papel y lápiz escribe en letra clara y pensando muy bien cada palabra


Yo........(pones tu nombre)....... libero mi miedo a ........... (y completa la frase con la primera idea que venga a tu mente)


Sigue escribiendo línea por línea


Yo........(pones tu nombre)....... libero mi miedo a ........... cada vez lo que vaya surgiendo.

Deja que surjan las ideas espontáneamente.
Cada línea una idea.

Puedes repetir si viene la misma idea a tu cabeza, o quizá surja una nueva idea.

Lo importante es que escribas lo que te venga sin pensar, sin juzgar, sin censurarte nada ni racionalizar. Incluso, aunque no te parezca cierto, escribe lo primero que pienses.


De este modo estarán saliendo a la superficie miedos inconscientes que son la causa de muchos bloqueos en tu vida.

No te detengas. Haz las líneas sin interrupción hasta llenar la hoja. Si sientes la necesidad de escribir por el reverso, hazlo.

Cuando hayas terminado de hacer las líneas, quema la hoja dentro del envase metálico. Que no quede papel sin quemar. Luego bota las cenizas sin derramarlas (puedes usar una bolsita plástica para ello).


Esta práctica diaria por *21 días continuos*, te ayudará a liberarte de tus miedos.

Si transcurre un día sin poder hacer la práctica de la "quema de los miedos", deberás comenzar de nuevo, desde el día 1.

Espero que, como a muchos, te sea útil.




7 maneras de limpiar tu mente de pensamientos negativos


El pensamiento negativo puede llegar a convertirse en un hábito peligroso. Los pensamientos se hunden en la mente y permanecen allí hasta que tomas medidas para deshacerte de ellos.


Cuando empiezas a pensar negativamente, puede ser tentador tratar de obligar a esos pensamientos a salir de tu cabeza. Intentar que desaparezcan y expulsarlos para siempre.

Pero este enfoque a menudo resulta contraproducente.


Luchar contra esos pensamientos negativos en realidad puede reforzar ese patrón de pensamiento empeorando las cosas. Cuanto más se intenta no pensar en algo, más se termina pensando en ello.



Para deshacerse de los pensamientos negativos es necesario intentar un enfoque diferente, algo que te ayude a despejar la mente de una vez por todas. Aquí hay siete maneras de limpiar tu mente de pensamientos negativos.

1. Cambia el lenguaje corporal


Toma un momento para observar tu lenguaje corporal. ¿Estás encorvado o con una postura cerrada?¿Frunces el ceño? Si es así serás más propenso a pensar negativamente. Un lenguaje corporal inadecuado puede bajar tu autoestima y conducirte a una falta de confianza. En ese estado emocional, es natural empezar a tener malos pensamientos.


Para sentirte seguro debes abrir tu postura y sonreír más. Corrige tu lenguaje corporal y te sentirás mucho mejor. Podría ser justo lo que necesitas para borrar esos pensamientos negativos.


2. Habla sobre el tema

A veces el pensamiento negativo aparece porque existen problemas o emociones que necesitas comunicar. No es bueno guardarse las cosas para sí mismo. Si hay algo que necesita ser hablado debes hacerlo. Poner los pensamientos en palabras les da forma y los hace visibles, y eso te ayudará a poner los problemas en perspectiva para que puedas ocuparte de ellos de un modo más eficaz.

3. Intenta vaciar tu mente durante un minuto


Cuando tu mente está corriendo a mil por hora puede ser difícil mantener la calma. De este modo es más complicado controlar los pensamientos, en especial los negativos.

Un minuto de calma a menudo es suficiente. Puede ser muy útil la meditación, y debes pensar en ello como un reinicio. Una vez que la mente está vacía, se puede llenar con algo más positivo.

4. Cambia el foco de tus pensamientos


A veces el pensamiento negativo es el resultado de una mala perspectiva. Echa un vistazo al punto de vista que tomas ante las cosas que suceden a tu alrededor. Por ejemplo, en lugar de pensar: “Estoy pasando por un momento difícil y estoy teniendo problemas”, puedes pensar: “Creo que estoy enfrentando algunos desafíos, pero estoy trabajando en la búsqueda de soluciones”.


Básicamente, te estás diciendo lo mismo, salvo que la segunda forma tiene un punto de vista más positivo. A menudo ese pequeño cambio de foco puede suponer una gran diferencia en tus patrones de pensamiento.


5. Se creativo

Cuando los pensamientos negativos vienen resulta muy útil encontrar una salida creativa para esos pensamientos. Escribe las cosas. Dibuja o pinta algo.

Explorar las emociones a través de la creatividad actúa como auto-terapia y elevará tu estado de ánimo. La creatividad puede sentirse como una liberación. Cuando procesas tus emociones a través de una forma de arte o creatividad, estás rompiendo la dinámica habitual de tus pensamientos y te será más fácil entenderlos y controlarlos.

6. Da un paseo


Debido a que los pensamientos residen en la mente es fácil asumir que es ahí donde se forman. Pero eso es sólo parcialmente cierto.

A veces nuestros pensamientos son producto de nuestro entorno. Por ejemplo si estás rodeado de gente negativa es probable que comiences a pensar también en forma negativa.


Alejarte de este ambiente negativo puede ayudar de manera considerable. Dar un corto paseo con la cabeza en alguna parte como un parque o un museo puede ser suficiente. O también recordar momentos  que fueron placenteros.. El tiempo que pasas lejos de las influencias negativas te aportarán un espacio necesario de tranquilidad.

7. Enumera todo aquello que vale la pena en tu vida


¿Ha olvidado todas las cosas buenas que te rodean? A veces, en la rutina diaria, perdemos el enfoque sobre las cosas razonablemente buenas que están presentes en nuestras vidas. Debes entrenar a tu mente para que vuelva a concentrarse en todo lo bueno que sucede a tu alrededor.


Enumera cada una de las cosas por las que debes estar agradecido, no importa lo pequeñas que parezcan ser. No des nada por hecho en este aspecto. A veces las cosas buenas de nuestras vidas están justo en frente de nuestras caras y aún así no alcanzamos a verlas. Deja de estar ciego ante todas las cosas positivas que ya tienes.


Como despejar la Mente y transformar el Estrés y los malos Pensamientos


Existen un buen número de técnicas que ayudan a despejar la mente y a convertir el estrés negativo en una fuerza positiva para el cambio, limpiando tu mente de esos pensamientos intrusivos que te impiden llevar una vida plena.





                         Resultado de imagen para vencer los miedos




































































































jueves, 24 de agosto de 2017

Mi casa ya no existe






Somos muchos los que por diferentes motivos un día decidimos dejar nuestra casa, familia, amigos y amor para irnos a otra tierra a empezar de nuevo.

Sin ventajas, sin enchufes, sin apoyo, sólo con la maleta llena de trapos inadecuados para el invierno, ilusiones, un título enrolladito (que sigue enrolladito y sin homologar). Un bolsillo escaso del dinero reunido durante el proceso de indecisión, y por si acaso, con las groserías bien aprendidas en todos los idiomas posibles, para por lo menos saber cuándo nos estaban insultando.

Muchos quisimos tirar la toalla más de una vez y mandar a donde se merecía al ignorante de turno, agarrar el primer avión cuando no teníamos cerca a nadie que nos hiciera un caldo de pollo para pasar la gripe. Muchos gastamos todo lo que nos sobraba del sueldo en tarjetas, cibercafés, estampillas, y cuanto medio nos permitiera seguir en contacto con los que se quedaron en casa o con los otros que estaban desparramados por el mundo.

Muchos tuvimos que auto-cantarnos el feliz cumpleaños, cuando la realidad es que desde que somos padres festejamos nuestro cumpleaños, cenar solos en Navidad, trabajar en Año Nuevo para que el trago fuera menos amargo. Muchos nos perdimos los momentos importantes en la vida de nuestros seres queridos, no sólo la cotidianidad, sino esos momentos memorables. Somos los eternos ausentes en las bodas, nacimientos, graduaciones, incluso de los funerales . Nuestro amor, dolor, llanto, melancolía, es como el valor en el servicio militar, se presupone. Nos hemos convertido en facebook-twitter-skype-whatsapp- dependientes, y eso después de haber superado la era de la icq-messenger-postalelectrónica-fax-dependencia.

Hemos hecho nuevos amigos, formado una familia o hemos sido adoptados por la de otros. Nos hemos acostumbrado al frío o al calor, a que por estos lugares nadie hace cola para usar el transporte público, a caminar sin aferrar la cartera como si se tratara de la vida, a usar los hospitales públicos, a no dejar la luz encendida, a abrir las ventanas antes que encender el aire acondicionado, a dejar las frutas tropicales para los momentos especiales y atiborrarnos de fresas grandotas que sólo comíamos en la temporada de verano. Hemos aprendido a cruzar la calle por donde se debe, conducir como se debe, bajar y subir por donde se debe, a sentarnos en el autobús o ir apretados pero nunca colgando en la puerta, al silencio, a los parques con los columpios puestos, a la basura en los basureros, a la radio maaaaaaala y sin humor, al acento de Los Simpson, a cargar muchas moneditas en el bolsillo y reírnos solos pensando que rompimos el cochinito. Hemos aprendido a explicarle al carnicero cuál es el corte de carne que queremos para hacernos una comida.Se nos ha hecho un nudo en la garganta cuando al caminar por una calle lejana un artista callejero tocó y entonó una llanerita.Hemos sido hormiguitas ahorradoras para organizarnos unas vacaciones en nuestra casa.

Nosotros no somos millonarios porque ganemos en dólares, euros o libras, no somos extranjeros porque tengamos doble nacionalidad, no somos sudacas, ni latinos. Somos un montón de gente que se ha jugado… y puso lo que tenía que poner, tanto como en nuestro propio país, pero con las oportunidades que allí no nos jugaban a favor. Nosotros somos testigos del cambio, porque para poder ver la totalidad de las cosas, hay que tomar distancia. Somos unos nostálgicos permanentes que añoramos el lugar donde nacimos y crecimos, pero el que era cuando nos fuimos… no el de ahora y que ya no reconocemos. Nosotros somos esos con amigos en todo el mundo, somos de esos que entendieron que las fronteras solo vienen en los mapas dibujadas, que siempre tenemos visita en casa, que enviamos cosas y pedimos encargos, esos mismos que sufrimos paranoias nocturnas preguntándonos si nuestros seres queridos están en casa sanos y salvos y que aunque estemos pasando un mal momento siempre le decimos a nuestras madres que “estamos bien”. Somos de esos que cuando el telefono suena de madrugada ya contestamos casi llorando, algo nos perdimos. Nosotros somos los que hacemos reír a nuestros nuevos amigos, los que les decimos que tienen que conocer el mejor país del mundo… pero que por favor, no vayan solos.


No lo escribí, se lo robe a wileima que se lo robo a alguien que se lo robo. Jajaja a un alguien que también se lo robo  jajajaja

pero gracias por identificar aquí a miles de personas bendiciones para ese anónimo.....
   
          Resultado de imagen para estar lejo de nuestra familias


jueves, 27 de julio de 2017

un abrazo de despedida









La escultura que van a ver en el video fue erigida en Batumi, Georgia.

Su autora, la escultora Tamara Kvesitadze, se inspiró en la novela "Alí and Nino" para hacer dos enormes esculturas de acero que miden 8 metros.

 Se instalaron en 2010 y simbolizan una trágica historia de amor que nunca pudo ser realidad, dado que él falleció defendiendo a su país de la invasión soviética.

Alí era un joven musulmán y Nino una princesa cristiana georgiana. Se dice que fueron a despedirse con un abrazo en la bahía donde se encuentra el monumento.



Todos los días a las 7 de la tarde se juntan ambas figuras simbolizando ese abrazo, y sólo queda ella.